Rocío Caballero se incorpora a la Fundación Altius como responsable de formación para el acompañamiento

La misión de la Fundación Altius consiste en transformar la vida de personas en exclusión, particularmente por la falta de empleo, a través del acompañamiento integral. Es algo que va mucho más allá de la formación, de la búsqueda de empleo o del reparto de comida… Y con el objetivo de desarrollar aún más este enfoque se ha incorporado a la fundación la consagrada del Regnum Christi Rocío Caballero, como Directora de formación en acompañamiento a personas vulnerables. En concreto promoverá acciones concretas y transversales que se plasmarán en un proyecto específico para cada área de trabajo. Además será la responsable de formación y formación de formadores en las áreas de conocimiento que no son técnicas. Hemos hablado con ella y nos ha contado que su misión “consiste en formar y acompañar a tres colectivos principalmente: al equipo directivo y al personal de Altius; colaborar en el departamento de voluntariado, en el reparto de alimentos y en el contacto directo con los voluntarios; y acompañar a familias y jóvenes vulnerables en sus necesidades personales”. Rocío además de Mentora y Coach en la UFV, tiene un máster en Acompañamiento educativo por la misma universidad.

Lo que hicisteis a uno de estos pequeños…

Sobre lo que supone el reto de llevar adelante esta misión, Rocío explica que “esta misión que me llena el alma y el corazón, de saber que estoy invirtiendo mi tiempo y mi persona en hacer el bien a tantas personas vulnerables que lo necesitan, y más en estos momentos que vivimos con el coronavirus”. “Resuena en mi corazón -continua- la Parábola del Buen Samaritano (Lc 10, 29-37) y la frase del Evangelio: ‘En verdad os digo, que cada vez que lo hicisteis con uno de estos, mis hermanos más pequeños, lo hicisteis conmigo’ (Mt 25, 31-46)”.

La nueva responsabilidad apostólica que asume Rocío se enmarca con el Comunicado de la Asamblea General Ordinaria 2020 de las Consagradas del Regnum Christi: “Un ámbito en el cual nos sentimos llamadas a profundizar, y que ha resonado con fuerza, es el trabajo con los más desfavorecidos. Necesitamos continuar el camino de reflexión sobre nuestro modo de salir al encuentro de los pobres, no solo para ser portadoras del Evangelio, sino también para dejarnos evangelizar por ellos” (52).

Comparte la web del Regnum Christi:
Rechazar todas las cookies